Melanie, 41 años

Cuando era joven, tuve problemas de tiroides y me operaron a los 20 años. Desde entonces, tomo diariamente una hormona tiroidea. A pesar de ello, a lo largo de los años, de nuevo se formó otro nódulo que se hizó cada vez más grande. Al final, alcanzó los 2,3 cm de tamaño y me molestaba cada vez más. Tenía problemas para tragar, y sentía un bulto en mi garganta. Cuando hacía algún esfuerzo físico me quedaba sin aliento muy rápidamente, porque el nódulo bloqueba mi tráquea.

Sabía que las cosas no podían seguir así. No quería de ninguna forma otra operación, temía los posibles riesgos, como una parálisis de las cuerdas vocales. Además, mi primera operación me dejó cicatrices internas. Fue entonces cuando mi médico me sugirió que debería usar la echotherapy como una alternativa a la operación. No vacilé mucho. Esta fue una opción real para tratar mi nódulo de forma totalmente no invasiva. Si hubiera tenido que ser operada otra vez, la habría retrasado tanto como hubiera sído posible.

Me tranquilizó el hecho de que la echotherapy presenta poco riesgo y no deja cicatriz. Fue muy importante para mí, debido a mi historial médico. No hay anestesia general y no se requiere tratamiento posterior. El hecho de que el tiempo de tratamiento es corto y que es posible volver a la vida cotidiana poco después termino por convencerme.

El día del tratamiento, estaba un poco ansiosa porque no sabía si iba a ser doloroso. Así que tomé un analgésico débil. El tratamiento duró aproximadamente 45 minutos. No era cómodo, pero tampoco doloroso. Durante la sesión de ultrasonidos, sentí una sensación de hormigueo y de presión que se extendía, dependiendo de la posición, hacia la mandíbula, el hombro y el cuello. También tuve una sensación de frío en el sitio donde se realizó el tratamiento y una ligera tracción en la mandíbula. Pero dos horas más tarde, todo se olvido. Podía continuar con mi vida diaria sin limitaciones.

El nódulo ya se ha encogido visiblemente y no tengo síntomas. Me parece particularmente bueno que no deja cicatrices y que usted tiene que interrumpir su vida cotidiana sólo brevemente. Sólo puedo recomendar esta terapia en todos los casos.

Ir arriba